Blog

REFLEXIÓN – 10 puntos que tener en cuenta para Subir

Teniendo ya unos meses sin escribir nada público ni privado me acerco a mi teclado casi de manera obligatoria, ya que no puedo dejar en el anonimato todo lo que aprendí el paso 4 de enero del año 2012.

En esta fecha unos cuantos amigos de la iglesia en la cual me congrego y yo nos propusimos como meta escalar uno de los picos mas altos de mi país (Rep. Dominicana) muy turísticamente conocido El pico Diego de Ocampo con 1249 Metros sobre el nivel de Mar y 3.1 Km de recorrido a una inclinación de mas o menos 45° grados.
Pero no vengo a aburrirlos con geografía nacional, mas bien para relatar todo lo que el señor me mostro en este viaje lo cual lo relatare por puntos.
Primero:
Antes de partir, Tuvimos un punto de reunión mis amigos y yo de donde partiríamos hacia la meta que era el pico ya mencionado, yo nunca había tenido la oportunidad ir, algunos de mis amigos si. En mi reflexión entendía que cuando queremos alcanzar una meta debemos tener un punto de reunión un lugar donde recibamos las coordenadas de adonde debemos ir, cuantas veces hemos emprendido un viaje a lo que nombramos “El llamado de Dios para nuestra vida” y lo hemos emprendido sin un punto de reunión con Dios para darnos sus directrices y hacia donde nos quiere llevar.
Segundo:
Las precauciones, no fue de mi sorpresa encontrar que antes de comenzar a subir un guarda bosques reuniera el grupo para decirnos las reglas que debíamos seguir y las precauciones que debíamos tomar, las cuales por lo menos en mi caso ayudaron bastante como primerizo en la travesía de subir una montaña. Muchos nos prestamos a subir hacia lo que sabemos es nuestro propósito en la vida, pero nos olvidamos que vivimos rodeados de un ambiente social y espiritual el cual en ocasiones se maneja como un juego de ajedrez donde cada Pieza se le designa la cantidad de pasos y la dirección hacia donde puede dirigirse, todas las fichas pueden llegar del otro lado del tablero pero deben hacerlo respetando las normas que se le han impuesto. A diario escucho, leo y tristemente hasta veo de ministerios y personas que caen por no saber respetar las reglas ni tomar las precauciones de lugar, Dios nos entrega un manual escrito donde nos advierte de las situaciones en que nos podremos encontrar en nuestro camino a la cima, pero muchas veces ignoramos o menospreciamos su contenido.
Tercero: 
Los que nos rodean, Mientras subíamos note como el grupo general de mis amigos que estaba entre unas  25 personas, nos dividíamos en grupos mas pequeños para subir y mientras subíamos muchos de mis compañeros resbalaban teniendo unas leves caídas pero en mas de una ocasiones algunos de mis amigos y yo logramos prever caídas en situaciones donde el solo hecho de extender nuestra mano como punto de apoyo hacia los demás los ayudaba a subir en las partes mas rudas del trayecto. En nuestro caminar necesitamos rodearnos de personas que nos extiendan la mano para evitarnos duras y dolorosas caídas que retrasan  nuestro acenso, de igual forma jamás olvidar que en algún momento puede llegar a pasar que seamos nosotros quienes necesitemos alguien que nos tienda la mano en un momento rudo para nosotros.
Cuarto: 
Las huellas, ese día el clima estaba húmedo y a la altura que nos encontrábamos la tierra mostraba signos de estar lodosa y fangosa, por lo que eso hacia mas difícil a subida ya que el camino era mas inseguro y relváoslo, pero también era como un papel gigante donde cuando pisabas tus huellas quedan plasmadas en el terreno. Esto me impacto sobre manera, en mi vida estoy acostumbrado a ver huellas de personas que pasaron por un camino antes que yo, pero nunca antes estas huellas me fueron tan útiles, bien dicho esta que la experiencia no se improvisa y mientras subía fue para mi una gran ayuda mirar las huellas de los compañeros que habían pasado antes que yo, ya que eso me daba dos informaciones; La primera es que no soy el único que le toca este reto y la segunda es que si ellos habían pisado en este lugar eso significaba que era un lugar seguro y a toda confianza podía pisar sin miedo a resbalar o que el camino se desmoronarse. No importa cual pensemos que sea nuestro destino, bien dice la biblia “No hay NADA nuevo debajo del sol” el lugar hacia donde te encaminas o la situación por la que atraviesas ya alguien la ha pasado y ha tenido éxito en ello, y son a esas personas que debiésemos escuchar al momento de dar un paso, ya que han recorrido el camino antes que nosotros y saben donde se puede pisar, debemos dejar de ser sabios en nuestra propia opinión y confiar en lo que Dios ha puesto en otros y saber que eso puede ser de ayuda y bendición para nuestra vida.
Quinto:
La comida y las vestiduras, por lo largo del viaje se nos advirtió a cada uno que llevásemos nuestra comida y fue algo a lo accedimos, durante el viaje nos fue de mucha utilidad poder recargar fuerzas con los alimentos que traíamos, algunos que tenían mas de lo que podían ingerir compartían con aquellos que no, pero muy pocos llevamos nuevas vestiduras, y al momento en que terminamos el recorrido estábamos todos sudados, sucios de fango y algunos hasta con sus calzado roto, aquellos  que llevamos nuevas ropas, tan solo tuvimos que hacer un cambio de vestimenta y estábamos mas a gusto para disfrutar el paisaje. Nunca debemos ignorar que nos faltaran fuerzas para el camino, el hombre por si solo no tiene las fuerzas para lograr los propósitos de Dios en su vida, y esto es por que los pensamientos de Dios siempre son mas altos que nuestros pensamientos y están por enzima de lo que humanamente podemos hacer, y es por esto que al igual que la biblia nos sirve como un libro de advertencia y reglamento y también nos sirve como alimento en los momentos que ya nuestras fuerzas no dan mas, es la palabra la que nos consuela y nos da respuesta a las situaciones que necesitamos resolver, y hablando de las vestimentas, debemos tener presente que el propósito de Dios es puro y limpio pero el camino que hay que recorrer esta lleno de cosas que te pueden ensuciar, como malas amistades, malos hábitos, malas experiencias etc… Y debemos estar preparados para cada vez que nos ensuciemos poder limpiarnos y revestirnos nuevamente de santidad, y me gusta como dice la palabra “Que es necesario morir todos los días a nuestro deseos y pasiones” en nuestro diario caminar debemos estar dispuesto a renovarnos diariamente en Dios, arrepentirnos a diario de las cosas que hemos hecho y sabemos que no son de su agrado, porque bien es cierto que puedes llegar a la meta estando sucio, pero aun mas cierto es que sin Santidad NADIE vera a Dios.
Sexto:
Las señale, durante todo el trayecto fuimos encontrando señales que nos dirigían hacia el lugar mas alto de la montaña y bien es cierto que durante el trayecto encontrabas lugares que podían tomarse como atajo y así acelerar el acenso a la meta, pero quienes los tomaban se perdían de cosas tan maravillosas que veíamos en el camino y aprendíamos en el camino. En la vida y en nuestro paso hacia la cima siempre procuramos encontrar maneras de ascender mas rápido, nos auto promocionamos y hasta llegamos ha decir mentiras para así conseguir una posición mas alta, me gusta mucho como dice el Canta-Autor cristiano Marcos Witt “El mejor promotor es el Espíritu Santo” y cuan verdadero es esto ya que esas situaciones que preferimos evadir en nuestra vida para hacer el camino mas corto, son las que desarrollan nuestro carácter y nos enseñan cosas que no aprenderíamos de otra forma que no sea viviéndolas, porque empeñarme en buscar atajos a mi vida si al recorrer el camino correcto me ara sentir tan bien conmigo mismo, y aprenderé tantas cosas haciendo que mi estadía en la cina sea eterna y no pasajera, ya que lo que aprendes en el camino te mantendrá en la cima y no puedo terminar este punto sin antes referirme a el Rey Salomón como decía en el libro de Eclesiastés “Todo tiene su tiempo y todo debajo del sol tiene su hora” no te apresures a llegar antes, porque el tiempo que tardas en subir por el camino correcto es el mismo que Dios demora en preparar todo lo que te había prometido entregar, si subes antes quizás no encuentres todo lo que esperabas.
Séptimo:
El camino, Mientras subíamos muchos no podían dejar de mirar hacia el suelo, ya que el camino aparte de tener muchos lodo también tenia arboles caídos tirados, rocas, pasto y otro tipo de escombros, por lo que para caminar la gran mayoría mirábamos hacia el suelo para evitar golpearnos y mientras conversábamos algunos decían “Waoo viste que bonitos aquellos Bambúes que pasamos”  ya que aquel lugar tenia una naturaleza increíble pero  hubieron alguno que no pudieron apreciar no solo los Bambúes sino también gran parte del recorrido por estar mirando hacia abajo. Así este camino hacia el éxito muchos se enfocan tanto en lo duro del trayecto, en las dificultades que se presentan y en los obstáculos que hay que rebasar que olvidamos disfrutar este proceso hacia la cima, haciendo de lo que debería ser nuestra metamorfosis de Oruga a Mariposa en un castigo lo que hace que todo el trayecto parezca un obstáculo en ves de un proceso de adaptación y disfrute, nos perdemos de tantas cosas buenas que Dios ha hecho para nosotros como pasar tiempo con la familia, amigos, la música, la comida etc.. Por enfocarnos en las pocas cosas que salen mal, “Wao no conseguí el dinero para ir a el concierto, grrr, como seré un gran músico si no voy a a ver aquellos que ya lo son” muchas veces y en distintas situaciones pensamos así y nos olvidamos que la guitarra sigue estando en una esquina de nuestra habitación esperando que la tomes y te hagas un gran músico, cuantas oportunidad desperdiciamos por desenfocarnos de nuestro objetivo, ¿por qué mirar el suelo si nuestra meta esta
mas arriba?
Octavo:
Las paradas, En todo el trayecto habían algunos lugares donde podías de una manera u otra parar y descansar, esto hizo que el camino a la cima algunos obstaban por detenerse y tomar un pequeño descanso, como es lógico aquellos que paraban eran rebasados por los que iban detrás de ellos e igualmente lógico su trayecto hacia la cima se hacia mas duradero. He conocido personas con habilidades impresionantes, un llamado de Dios increíble, dones y talentos envidiables, pero han hecho de su vida una un viaje lleno de muchas paradas, han dejado que el desaliento de no ver de inmediato resultados de lo que hacen se convierta en un motivo para detenerse y no continuar, alguno han hecho de esa parada un estadía eterna donde se acomodan y están satisfechos con el lugar que han alcanzado, otros avanzan y se detienen tantas veces que el tiempo en el camino les roba cada día las posibilidades de llegar a la meta y si llegasen ya seria tarde para alcanzar otras.
Nota: Los 2 últimos pasos son los más importantes, si olvidas los anteriores 8 pero recuerda estos 2 tendrás éxito en lo que sea que hagas.
Noveno:
La cima, Estando por fin en la cima el paisaje era asombroso estábamos tan alto que habían nubes por debajo de nosotros y en lo momentos que las nubes se dispersaban podíamos ver hacia la ciudad y el campo y contemplarlo por completo, todo se veía tan pequeño por debajo de nosotros y estábamos tan alto y la temperatura era tan extremadamente fría aquellos que no llevaron un abrigo estaban desconcertados del frio que tenían, ocurio  que mientras miraba el paisaje y todo lo que quedaba por debajo de mi fue cuando tuve la curiosidad de mirar enzima y fue para mi sorpresa ver que a pesar de que debajo de mi habían nubes y un mundo completo que habíamos dejado abajo aun así por enzima de mi habían mas NUBES que estaban tan por enzima de nosotros que su altura era inmedible, en ese momento aunque mis compañeros no se dieron cuenta unas lagrimas salieron de mis ojos hacia mis mejillas por que entendí dos principios que han cambiado todo mi existencia; Primero estar en la cima no significa que lo difícil ha acabado, antes lidiábamos con obstáculos que nos impedían subir pero ahora teníamos que lidiar con las situaciones que nos impedían mantenernos en la cima, en este caso era la temperatura y vino a mi mente el Salmo 91 donde dice  “El que habita al abrigo del Altísimo, mora bajo la sombra del Omnipotente” cuan verdadero es esto que si no estamos revestidos de Dios y de su espíritu  aunque obtengamos la fama, fortuna y éxito nunca tendremos paz porque solo bajo sus alas podemos vivir confiados, es bien conocido casos de personas como la Actriz Estado Unídense Marilyn Monroe quien en su tiempo fue la mujer mas exitosa de la época, reconocida como la mas bella y sensual, una de las mas ricas y talentosas que aun en estos días se tiene su figura como el icono de mujer ideal, sin embargo murió tristemente en un hotel donde procedió al acto de quitarse la vida, ¿qué puede faltar en la vida de una persona que lo ha obtenido todo cuanto el mundo le ofreció?, sino la Paz que solo Dios puede dar que aun en medio de vientos que congelen tu ímpetu saber que Dios esta protegiéndote para que te mantengas seguro en la Cima. Lo otro que comprendí y fue lo que produjo mis lagrimas fue ver las nubes por enzima de mi, que me decían “NO importa que tan alto llegues, siempre habrá alguien por enzima de ti” en el momento donde me sentía orgulloso de poder estar por enzima de todo lo que había dejado abajo de la montaña, Dios me recuerda que el siempre estará por enzima de mi, que sus pensamientos siempre estarán por enzima de mis pensamientos, sus metas por enzima de las mías e inclusive el amor que me tiene El a mi siempre estar por enzima del que le tengo yo a El, es hasta cierto punto vergonzoso ver a diario como nos topamos con personas que la gracia de Dios los ha llevado donde están, que su misericordia los saco del hoyo y los puso en lugares alto, y aun así han volteado su vista hacia a abajo para vanagloriase en ves de mirar a los cielos y decir “Gracias Dios” ver como han dejado su humildad en el camino me hace pensar que quizás el camino no se ha diseñado para todas las personas sino para aquellas cuya confianza y reverencia a Dios no esta puesta en la altura alcanzada sino en el milagro de cruz.
Decimo:
Hacia abajo,  Luego de estar en la cima y observar ese maravilloso paisaje también tener un corto devocional, llego el momento de recoger maletas y partir a nuestros hogares, muchos estaban optimistas con el hecho, ya que bajar seria fácil “según ellos”, en nuestro camino hacia abajo nos topamos con la sorpresa de lo difícil que se nos hizo bajar, el camino era mas incomodo, peligroso, resbaloso, a cada minuto uno de nosotros sufría una caída, nos cansamos mucho mas, nuestro cuerpo se golpeo y estropeo y waoooooo nunca pensamos que seria tan difícil bajar. Se que después de los otros 9 paso ya te imaginaras a que me refiero con este ultimo, pero te lo diré. Si estas camino a la cima o ya la has alcanzado, no te rindas acércate a Dios con todo tu corazón para que el te de las fuerzas para permanecer ahí o para seguir subiendo ya que cuando vas hacia abajo el camino es mas difícil, el cuerpo ya esta cansado, te golpeas mas, caes a cada instante, pierdes tiempo y si algún día decides volver a subir ya tu cuerpo estar tan agotado y golpeado de las caídas anteriores que te costara demasiado subir.
Esto fue parte de lo que Dios me enseño en mi camino a la cima del pico Diego de Ocampo, las demás cosas que me enseño son muy importantes pero creo que esto es lo principal.
Confió que esto te ayudara en tu camino a la cima de la vida que Dios tiene para ti, si te ha gustado y fue de bendición para ti no te lo guardes, pásalo a otros que también pueden tener sueños de alturas.
Puedes encontrar esta y otras notas que he escrito y que si Dios me sigue hablando escribiré,  en mi pagina de facebook http://www.facebook.com/DauryNovaDinamismo
Dios los bendiga y me despido de ustedes dejándoles un video de una canción que esta relacionada a este tema.
Daury M. Nova
NO OLVIDES COMENTAR Y COMPARTIR, SE DE BENDICIÓN A OTROS.
Video: De que te vale “Rene Gonzales”

Comentarios de Facebook

Comentarios

Deja un Comentario

Nombre*

Email* (never published)

Website